lunes, 20 de octubre de 2014

DALE UNA SONRISA A UN NIÑO EN ESTA NAVIDAD

Tiene una misión: ¡SER FELIZ! + Mi amigo: Cuántas veces pensamos en desistir, dejar de lado, nuestros ideales y nuestros sueños. Cuántas veces nos batimos en retirada, con el corazón triste por la injusticia. Cuántas veces sentimos el peso de la responsabilidad, sin tener con quién compartirla. Cuántas veces sentimos soledad, aunque estemos rodeados de personas. Cuántas veces hablamos, sin que nadie nos note. Cuántas veces luchamos por una causa perdida. Cuántas veces volvemos a casa con la sensación de derrota. Cuántas veces aquella lágrima cae justamente en la hora en que necesitamos parecer fuertes. Cuántas veces pedimos a Dios un poco de fuerza, un poco de luz. 


Y la respuesta llega: sea ella como una flor, una sonrisa, una mirada cómplice, un mensaje, un billete, un gesto de amor. Y la gente insiste. Insiste en proseguir, en creer, en transformar, en compartir, en estar, en ser. Y Dios insiste en bendecirnos, en mostrarnos el camino: aquel más difícil, más complicado, más bonito. Y la gente insiste en seguir, porque tiene una misión: ¡SER FELIZ! Un abrazo.

Ayuda a ser feliz a un Niño en Esta Navidad Pon tu Grano de Arena y Colabora.

Campaña una Sonrisa para un Niño en Navidad,
 pronto estremos publicado mas sobre esta noble causa.


Atte: Daniel Rosales Montalban

viernes, 3 de octubre de 2014

Que precioso día el día de hoy

Que precioso día el día de hoy! Espero que lo estés disfrutando tanto como yo!
 
Hoy quiero hablarte sobre la voluntad de Dios! Este es un tema que a todos nos preocupa en algún momento... ¿Será la voluntad de Dios? ¿Qué es lo que Dios quiere?
 
La respuesta a estas preguntas varían mucho según la situación en la que nos encontremos pero hay algo que puedo asegurarte, si deseas hacer Su voluntad, Dios se encargará de decirte cuál es, porque Él conoce tu corazón.
 
"El Señor dice: Yo te instruiré, yo te mostraré el camino que debes seguir; yo te daré consejos y velaré por ti." Salmos 32.8
 
"Yo soy el SEÑOR tu Dios, que te enseña lo que te conviene, que te guía por el camino en que debes andar." Isaías 48.18
 
Así que confía en que Dios te guiará porque "el Señor afirma los pasos del hombre cuando le agrada su modo de vivir; podrá tropezar, pero no caerá, porque el Señor lo sostiene de la mano". Salmos 37.23-24
 
Y si sabes que no has agradado a Dios con tu manera de vivir, pero deseas hacerlo: "Así dice el SEÑOR, el que te creó, amigo, el que te formó: No temas, que yo te he redimido; te he llamado por tu nombre; tú eres mío". Isaías 42.1
 
"Yo soy el que por amor a mí mismo borra tus transgresiones y no se acuerda más de tus pecados." Isaías 43:25
 
Mira lo que Dios nos dice: "Olviden las cosas de antaño; ya no vivan en el pasado. ¡Voy a hacer algo nuevo! Ya está sucediendo, ¿no se dan cuenta? Estoy abriendo un camino en el desierto, y ríos en lugares desolados." Isaías 4218-19
"Porque yo sé muy bien los planes que tengo para ustedes --afirma el Señor--, planes de bienestar y no de calamidad, a fin de darles un futuro y una esperanza". Jeremías 29.11

El Señor te defiende y te acompaña

Hoy quiero recordarte que el Señor está contigo. Mira lo que decía el rey más sabio del mundo:
"No importa cuántas veces caiga, el justo siempre se levantará. En cambio, el malvado cae y no vuelve a levantarse". Proverbios 24.16 (TLA)

Y el rey David, amigo de Dios, decía también algo muy parecido. Tómalo para ti en este día: "El Señor dirige los pasos del hombre y lo pone en el camino que a él le agrada; aun cuando caiga, no quedará caído, porque el Señor lo tiene de la mano". Salmos 34.23-25 (DHH)

El Señor no te ha abandonado, y nunca jamás lo hará, porque para Él eres su más preciado tesoro. Hoy háblale a tu problema, a tu situación y a tu dificultad, diciendo:
"Nación enemiga mía, no te alegres de mi desgracia, pues, aunque caí, voy a levantarme; aunque me rodee la oscuridad, el Señor es mi luz". Miqueas 7.8 (DHH)

Y te dejo más palabra de Dios para que la confieses delante de la situación que estés viviendo:
"¿Quién se levantará a defenderme de los malvados y malhechores? Si el Señor no me hubiera ayudado, yo estaría ya en el silencio de la muerte. Cuando alguna vez dije: <Mis pies resbalan>, tu amor, Señor, vino en mi ayuda. En medio de las preocupaciones que se agolpan en mi mente, tú me das consuelo y alegría." Salmos 96.16-19 (DHH)
"Me has tomado de la mano derecha, me has dirigido con tus consejos y al final me recibirás con honores. ¿A quién tengo en el cielo? ¡Sólo a ti! Estando contigo nada quiero en la tierra. Todo mi ser se consume, pero Dios es mi herencia eterna y el que sostiene mi corazón. Los que se alejen de ti, morirán; destruirás al que no te sea fiel. Pero yo me acercaré a Dios, pues para mí eso es lo mejor. Tú, Señor y Dios, eres mi refugio, y he de proclamar todo lo que has hecho." Salmos 73, 23b-28 (DHH)

Dios te acompaña en medio de tu dolor

Hace poco te recordé que Dios está contigo. Hoy déjame decirte que Él te acompaña en tu dolor, cualquiera que éste sea: físico, espiritual o emocional.

"Dios nos ayuda en las dificultades y sufrimientos. ¡Demos gracias a Dios, Padre de nuestro Señor Jesucristo! Él es un Padre bueno y amoroso, y siempre nos ayuda. Cuando tenemos dificultades, o cuando sufrimos, Dios nos ayuda para que podamos ayudar a los que sufren o tienen problemas". 2 Corintios 1:3-4 (Traducción Lenguaje Actual)

"Ustedes los cielos, ¡griten de alegría! Tierra, ¡regocíjate!
Montañas, ¡prorrumpan en canciones!
Porque el Señor consuela a su pueblo
y tiene compasión de sus pobres
"
. Isaías 49:13 (Nueva Versión Internacional)

"Dios nuestro Padre es bueno; por eso te ha amado, te ha dado el consuelo eterno y la seguridad de que serás salvo. A él y a nuestro Señor Jesucristo les pido que te den ánimo y fuerzas para que siempre digas y hagas lo bueno". 2 Tesalonicenses 2:16-17 (TLA)

"Así que, Amigo, pon tus preocupaciones en las manos de Dios, pues él tiene cuidado de ti". 1 Pedro 5:7 (TLA)

Sabiendo que Él nos acompaña, podemos decir como el salmista:
"Puedo cruzar lugares peligrosos
y no tener miedo de nada,
porque tú eres mi pastor
y siempre estás a mi lado;

me guías por el buen camino
y me llenas de confianza".
Salmos 23:4 (TLA)

"Tus promesas me dan vida; me consuelan en mi dolor". Salmos 119:50 (TLA)

domingo, 18 de mayo de 2014

Dios es mi escudo, no temeré!

Espero que estés muy bien esta semana. Mi semana estuvo cargada de problemas pero gracias a Dios puedo decir como el salmista: "Aunque afligido yo y necesitado, Jehová pensará en mí. Mi ayuda y mi libertador eres tú; Dios mío, no te tardes." Salmos 40.17

Fue maravillo hablar con Dios esta semana, una verdadera conversación. Y pude sentir lo que David decía en el Salmo 3:

"!Oh Jehová, cuánto se han multiplicado mis adversarios!
Muchos son los que se levantan contra mí.
Muchos son los que dicen de mí:
No hay para él salvación en Dios. Selah

Más tú, Jehová, eres escudo alrededor de mí;
Mi gloria, y el que levanta mi cabeza.
Con mi voz clamé a Jehová,
Y él me respondió
 desde su monte santo. Selah

Yo me acosté y dormí,
Y desperté, porque Jehová me sustentaba.
No temeré a diez millares de gente,
Que pusieren sitio contra mí.


Levántate, Jehová; sálvame, Dios mío;
Porque tú heriste a todos mis enemigos en la mejilla;
Los dientes de los perversos quebrantaste.
La salvación es de Jehová;
Sobre ti sea tu bendición
. Selah"
 (Reina-Valera)

Mira lo que dice Jeremías 29.13 "Me buscarán y me encontrarán, cuando me busquen de todo corazón." A veces nuestra mayor sinceridad aflora cuando estamos pasando por pruebas. Así que si estas en una situación complicada aprovecha para conversar con Dios.
Loading...